¡Hola!

 

Mi nombre es Elena.

 

Hace tiempo pasé por una enfermedad muy mala, y hacer pulseras me sirvió como terapia. Ahora continúo haciendo las pulseras por afición, como actividad relajante, y porque disfruto mucho.

 

Creo mis propios diseños, y siempre estoy buscando nuevo material.